Se ha producido un error en este gadget.

viernes, 28 de septiembre de 2007

Más cigüeñas


He tomado unas fotos de las cigüeñas apostadas en la torre de nuestra Bella Desconocida, hablando sí como dices con su crotoreo estridente, y he tenido después la suerte de escuchar una magnífica intervención del Juez de Menores de Granada, tomada de la web de educamadrid (http://mediateca.educa.madrid.org/reproducir.php?id_video=jianzc4s1quh4cv2).

Me la envió hace ya tiempo un querido compañero y amigo que, muy despacio como el aleteo de las majestuosas zancudas, va implicándonos a unos cuantos con sus inquietudes, a la par que se desliza ocasionalmente en los medios. Y observa atento, como aquellas desde la torre, lo que pasa a nuestro alrededor.

¿Cuántos de nosotros tenemos similares inquietudes, iniciativas, cuántos sentimos crecientemente la necesidad imperiosa de hacer algo, de intentar cambiar las cosas antes de que pase nuestro tiempo? Puede que las cigüeñas sepan hablar, pero ¿por qué hablan solas?

No hay comentarios: